X-Files mythology, TenThirteen Interviews Database, and more

Cartilla Sección 1

Sección 1 : Biogénesis
Desde el Big Bang hasta el Siglo XX
Pureza [Aceite Negro, Cáncer Negro]
En el principio era la Pureza.

Puede encontrarse en muchas formas.

1) Su fuerza vital es el Aceite Negro, un líquido consciente e inteligente que puede utilizar un ser como huésped y tomar su control. Puede generar destellos de radioactividad y sobrevivir a la misma; es muy difícil de exterminar. El organismo huésped controlado por el Aceite Negro no permanece consciente, es dominado por el Aceite Negro y forma parte de la Pureza. El Aceite Negro no es un simple fluido esperando por un huésped o para convertirse en un alienígena gris. El Aceite Negro es el alienígena, puede pensar y es responsable de casi toda la actividad alienígena que hemos visto. Puede ser reducido a una única cepa de ADN, en cuyo caso es llamado un virus; su apariencia de líquido negro se puede atribuir al hecho de que el virus se sumerge en hidrocarburos y puede utilizar fluidos similares, como el aceite de batería, como un medio para propagarse y moverse. Utilizando más allá la analogía con el virus, un ser huésped es infectado por el Aceite Negro y un otro ser que no puede ser usado como huésped es inmune al Aceite Negro.

2) El Aceite Negro también puede provocar el desarrollo de un ser alienígena en el interior del cuerpo del huésped. Ese ser gesta e incuba, matando a su huésped. Es una criatura alta y monstruosa, con Aceite Negro corriendo por sus venas.

3) Una vez que es ‘criatura alienígena’ crece y se alimenta, se despoja de su piel para convertirse en un pequeño alienígena gris humanoide. El Aceite Negro permanece siendo el centro pensante y se agrega a la cabeza del gris. En el resto del cuerpo del gris fluye un líquido verde que es tóxico para los humanos y que tiene el virus del Aceite Negro en su interior; este líquido no es inteligente y su función es semejante al de la sangre humana. Los grises son la forma social del Aceite Negro, la forma con la cual este ser inteligente puede construir una civilización. Los grises no conocen las enfermedades y se comunican entre ellos a través de la telepatía.

4) En esta etapa, los grises pueden reproducirse sexualmente, lo cual implica embarazo y desarrollo embrionario.

La Pureza desarrolló una gran tecnología y con el viaje espacial se convirtió en una fuerza considerable en la Galaxia. La Pureza desarrolló naves altamente automatizadas que pueden reconstruirse cuando están dañadas; campos de fuerza inteligentes y campos de invisibilidad; dispositivos de rastreo utilizando nanotecnología; campos de curación; y muchas otras cosas, que parecerían como magia a los ojos humanos.

La Pureza es muy antigua, más antigua que la vida terrestre en sí. Se ha teorizado que la evolución natural de la Pureza la acercaba progresivamente hacía la extinción. Entonces, la Pureza construyó un plan majestuoso en tamaño y duración en el tiempo. A lo largo de la Galaxia, crearía vida o ayudaría a su desarrollo en varios planetas y guiaría la evolución de la vida a través miles de millones de años, hasta que apareciera un ser adecuado para la gestación. Hasta entonces, la Pureza quedaría en estasis, esperando. Después, la Pureza tomaría el control de ese ser, provocaría gestación y crearía efectivamente una población de grises enteramente nueva: una colonización, o un floreciente renacimiento. Sobre la Tierra, este huésped sería la raza humana. Después de miles de millones de años de evolución y de viajes espaciales, la fuerza de la Pureza se había agotado; tener un planeta en el cual pudiera reunir sus fuerzas de nuevo y ser revitalizada sería una apuesta segura para la supervivencia prolongada de la raza.

Metamórficos y Rebeldes sin rostro

La Pureza creó la raza de los Metamórficos, utilizando su propio genoma como materia prima. Los Metamórficos se asemejan físicamente a los humanos, pueden ser infectados por la Pureza, pero también pueden cambiar la forma de sus cuerpos hasta cierto punto y curarse a sí mismos y a otros (utilizando la palma de sus manos). Una sustancia verde fluye en sus venas, muy similar a la de los grises, sólo que no son portadores del virus del Aceite Negro, lo cual significa que los Metamórficos no son inmunes al mismo. La raza de los Metamórficos fue desarrollada y evolucionó en un planeta que pertenece a la constelación de Casiopeia. Cuando llegó el momento, la Pureza colonizó el planeta de los Metamórficos, exterminando a la mayoría de ellos. Los que sobrevivieron crearon un movimiento de resistencia, llevando una guerra con pocos recursos contra la Pureza. Se mutilaron a sí mismos para no ser infectados por la Pureza y fueron llamados los Rebeldes sin rostro.

Un Metamórfico es un huésped más resistente que un humano. Para infiltrarse en la Tierra, la Pureza utilizó a los Metamórficos como huéspedes. La Pureza realizó pruebas genéticas sobre los Metamórficos; uno de ellos fue clonado y sus clones fueron infectados por la Pureza: esos Metamórficos controlados por la Pureza son los Cazarrecompensas Extraterrestres. El Metamórfico original no infectado que había sido clonado escapó, liberando a algunos de sus clones junto con él. Se unieron a los Rebeldes, con el original como su líder.

Biogénesis terrestre y el proyecto de Colonización

Hace unos 3,7 mil millones de años, la Pureza llegó a la Tierra – aún estéril – y creó la vida utilizando mucho del material de la sopa primitiva ya presente, pero también material genético del propio Aceite Negro. La Pureza se fue, aunque un poco de ella se quedó, inactiva, yacía en el subsuelo, en depósitos de petróleo o en cuevas subterráneas o en naves sirviendo de puestos avanzados. Durante miles de millones de años, la tecnología que dejó la Pureza orquestó la evolución de la vida terrestre, influyendo la evolución natural y provocando extinciones masivas, que daban paso a nuevas especies.

Todo eso llevó a la creación premeditada de la humanidad, utilizando el material genético adicional de la Pureza y el de los organismos terrestres. Grandes partes del ADN alienígena fueron incorporadas en el ADN humano y desconectadas; éstas servirían de directrices para la creación de un organismo enteramente alienígena cuando el Aceite Negro infectaría al huésped. La evolución cultural de la humanidad fue alentada por la tecnología de la Pureza, a la cual la humanidad debe los textos sagrados de las grandes religiones (judaísmo, cristianismo, islam); ‘milagros’ fueron representados para apoyar a estas religiones, como las plagas de Moisés, o curaciones y resurrecciones.

Los humanos prosperaron y llenaron la Tierra, de acuerdo al plan de la Pureza. Cualquier ser humano que se infectaba por el Aceite Negro cuando descubría un depósito subterráneo era llevado a un gran nave, enterrada bajo del hielo de la Antártida, la cual sería conocida más tarde como Base 1. Allí fueron puestos en estasis, frenando el proceso de gestación del alienígena gris hasta el despertar, cuando llegara el día de la colonización. La fecha de la colonización fue establecida como el 22 de Diciembre 2012 d.C.

Los nativos americanos Anasazi adoptaron la escritura y el lenguaje de la Pureza. Debido al gran conocimiento de la Pureza que alcanzaron los Anasazi, fueron abducidos y perseguidos para ser exterminados. El conocimiento de la escritura de la Pureza todavía sobrevive hasta hoy, entre los indios Navajo.

Fuentes: 2X25: Anasazi, Fight the Future, 6X01: The Beginning, 6X22: Biogenesis, 7X03: The Sixth Extinction, el libro de Anne Simon “The Real Science behind the X-Files”

Tunguska y el Cáncer Negro
El mismo esfuerzo de biogénesis se había intentado sobre Marte: la Pureza había llevado la vida sobre un planeta, que en ese momento parecía prometedor. Pero la vida no prosperó allí y finalmente Marte se convirtió en un planeta desierto; la única forma de vida que sobrevivió fue el Aceite Negro, escondido bajo tierra como en la Tierra.

En 1908, en Siberia, un meteorito cayó y devastó el paisaje. El meteorito fue, de hecho, una roca marciana, expulsada en el espacio por un evento cósmico fortuito. Dentro de la roca estaba el Aceite Negro, muy debilitado por el impacto de haberse estrellado en la Tierra – tanto que cuando entraba en un huésped humano, no tomaba activamente su control sino que apenas ponía al huésped en estado de coma. Este Aceite Negro era incapaz de mover el cuerpo del huésped o provocar una gestación; por esta razón, los Rusos que lo encontraron lo llamaron “Cáncer Negro”.

Los Rusos vieron el potencial militar de un organismo parecido a un virus que induce a un coma: podría ser utilizado como una arma biológica muy eficaz. Finalmente, llegó a las manos del líder iraquí Saddam Hussein, quien lo utilizó contra las tropas de los Estados Unidos en la Guerra del Golfo (1989-1991). De esta manera, muestras del Cáncer Negro llegaron a las manos del gobierno estadounidense.

< Sección 0 | Sección 2 > | E.T.C 2004-2014


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.